Cirneco del Etna


Nombre alternativo

Sicilian Hound

Cirneco Dell'Etna

Cirneco

País de Origen

Italia

 

El cirneco del Etna es una raza de perro oriunda de Sicilia. Este tipo de lebrel de pequeño tamaño forma parte de un conjunto de razas caninas del Mediterráneo cuyo origen se encuentra en Egipto, y entre las que se encuentra el podenco Ibicenco. Se trata de un perro adaptado a terrenos difíciles, apto para la caza de conejos y liebres.

 

Historia y origen de la raza:


Se cree que es descendiente del podenco ibicenco y el perro de los faraones. De orígenes muy antiguos, fueron traídos por los mercaderes de Creta y los fenicios y vendidos a los sicilianos y a las poblaciones cercanas a esta isla.


El aislamiento propio de la isla griega sería un factor importante en la evolución de la raza. Sin embargo hoy en día hay criaderos por toda Italia, y en Francia (la entrada en Francia todavía es reciente).


Es sin lugar a dudas una de las razas más antiguas que se ha mantenido invariable durante milenios. El mismo Aristóteles hablaba de él en su libro “De natura animalium”.


En algunas tumbas faraónicas podemos contemplar alguna representación de este perro.


También lo podemos ver representado en algunas monedas encontradas en yacimientos arqueológicos en Sicilia, Palermo, Messina…


Descripción:


Los machos miden entre 46 y 50 cm, y pesan de 10 a 12 kg, y las hembras miden entre 42 y 46 cm, pesando de 8 a 10 kg.

 

La cabeza es alargada y estrecha y el hocico afilado y puntiagudo, con un stop muy poco pronunciado. La trufa es de color marrón claro, y los ojos, pequeños, pueden ser ocre claro, ámbar o grises. Las orejas, erguidas, son triangulares y puntiagudas, y están implantadas altas. El lomo es recto y largo, y el pecho no demasiado amplio, con la musculatura pectoral poco desarrollada, al contrario que las patas, fuertes y con una musculatura bien desarrolada.

 

La cola, implantada baja, es gruesa y de diámetro uniforme. El manto, de color tostado o tostado y blanco, tiene un pelaje corto y espeso en la cabeza, orejas y patas y liso y semilargo en el tronco y la cola.

 

Temperamento:


El Cirneco tiene un carácter hincado, pero con un bueno temperamento. Es independiente, reservado, calmo e inteligente.


Desempeña con talento la tarea de perro de guarda y de compañía, pero requiere un dueño experimentado, capaz de educarlo de forma continua y consistente. En la caza, es silencioso, paciente, bastante ágil y resistente.


A casa, es gentil, dócil, afectuoso y muy activo. Es un bueno amigo de los niños. Podrá tolerar muy bien la presencia de otras mascotas si es habituado desde joven.


Cuidados:


El Cirneco dell’Etna no está tan expuesto a enfermedades genéticas como las demás razas puras, luego suele ser un perro generalmente saludable.

 

Se debe cepillarle su pelo ocasionalmente. La frecuencia del ejercicio físico, con todo, deberá ser diaria, ya que es un perro muy activo.

 

Los perros de esta raza se adaptan bien a la vida citadina y al papel de perro de compañía.

 

Utilidad:


Perro de caza, de guarda y de compañía.

 


Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    Juicer Review (miércoles, 10 abril 2013 13:31)

    This article was in fact just what I had been looking for!