El esqueleto del perro




Para que nuestro perro tenga un buen movimiento es necesario que se establezca una buena armonía entre el esqueleto y los músculos.

 

El esqueleto va a permitir una estructura de sostén mientras que los músculos van a dar la fuerza motriz necesaria para que se produzca el movimiento.

 

El esqueleto de los perros consta aproximadamente de 321 huesos, con ciertas variaciones que dependen del número de huesos de la cola y de la presencia o no de un dedo vestigial. 

 

La columna vertebral cuenta con 7 vértebras cervicales, 13 torácicas, a las que se unen 13 pares de costillas, 7 lumbares y 3 sacras. Las patas traseras tienen cuatro dedos y las delanteras cuatro o cinco.

 

La mayoría de los cachorros presentan 28 dientes de leche que luego se sustituyen por 42 dientes permanentes cuando cumplen seis meses.

 

La cruz se encuentra en el punto intermedio entre ambas escápulas. Para medir la altura de un perro se debe tomar la distancia de la cruz al suelo.

 

 


Fuente y fotos: perros-enlinea.com