Introducción


El perro es la mascota por excelencia. Se le considera un fiel y buen amigo. Sin embargo, cuando nos planteamos la posibilidad de adquirir uno, tenemos que tener presente que además de encontrar un compañero al que ofrecer y del que recibir cariño, alegría, respeto y complicidad, la decisión incluye un alto grado de compromiso.

 

Su educación y comportamiento pasa a ser responsabilidad directa del dueño. 

 

Comprar un perro a modo de capricho, pretexto o regalo sorpresa supone una grave equivocación si antes no se tenemos claro la responsabilidad que este animal requiere. Los impulsos incontrolados en un primer momento por conseguir un joven cachorro pueden generar graves problemas en el futuro.

 

Por eso mismo ha sido creada esta web, para que todos tengamos a mano información importante a cerca de nuestro "mejor amigo".

 



Siguenos en Twitter (@webelcan) y en Facebook (El Can)